diumenge, 21 d’agost de 2011

Hay un camino sencillo para convertirse en Buda. No hagas el mal, no te aferres a la vida y a la muerte, ten profunda compasión por todos los seres sintientes, respeta a los que están por encima de ti y sé amable con los que están por debajo, abandona el amor y el odio, la preocupación y la pena; a esto se le llama Buda. No busques nada más.

3 comentaris:

Anònim ha dit...

Se llama Buda, como tambien se puede llamar Dios. Al final todo es lo mismo.

Siddharta ha dit...

¡Pues si!

Creo que hay un estado evolutivo del ser humano, un estado de conciencia, que se le puede llamar Iluminación, Beatitud, Sabiduría, etc. etc. que está más allá de toda formulación intelectual: filosófica, teológica, doctrinal. En muy poquitas cosas creo, casi en nada. Pero si creo firmemente en eso: este estado puede tener sus matices, pero cuando es auténtico es siempre esencialmente el mismo. Y le podemso llamar como tu quieras: Buda o Dios.

¡Gracias por el comentario!

Siddharta ha dit...

Por tanto, no demos a los nombres más importancia de la que tienen y fijémonos en la esencia.